24 de marzo de 2011

Derribando las Distracciones



Este estudio te ayudará abrir tus ojos, si estas pasando por un momento que no logras lo que quieres es hora de derribar las distracciones del diablo.

Para este tema a tratar estaré utilizando el libro I Reyes 11:1-4

“Pero el rey Salomón amó, además de la hija de Faraón, a muchas mujeres extranjeras; a las de Moab, a las de Amón, a las de Edom, a las de Sidón, y a las heteas; gentes de las cuales Jehová había dicho a los hijos de Israel: No os llegaréis a ellas, ni ellas se llegarán a vosotros; porque ciertamente harán inclinar vuestros corazones tras sus dioses. A éstas, pues, se juntó Salomón con amor. Y tuvo setecientas mujeres reinas y trescientas concubinas; y sus mujeres desviaron su corazón. Y cuando Salomón era ya viejo, sus mujeres inclinaron su corazón tras dioses ajenos, y su corazón no era perfecto con Jehová su Dios, como el corazón de su padre David”.

El Rey Salomón de joven era físicamente un hombre fuerte, la palabra nos enseña que su reino y ministerio eran poderoso, él gozaba una unción fresca, tenía sabiduría otorgada por Dios, tan especial era la sabiduría de este hombre que de otras naciones venían para aprender de él, Salomón no era solo un Rey, tenía virtudes de maestro, en pocas palabras el potencial de inteligencia que este hombre ejercía dejaba atónito a cualquiera, sabía lo que era vivir en un verdadero sistema de éxito.

Pero lastimosamente un día este gran hombre comenzó a desviarse del propósito de Dios, distrayéndose lo que provoco que terminara en un verdadero desastre espiritual. Su falla fue las inclinaciones que dejo entrar en su corazón. Ajústate el cinturón de seguridad de tu vehículo. Cuidado, a que te estas inclinando!

Quiero enseñarte que el diablo no solo destruye con el pecado sino que también usa otras estrategias y una de esas es la distracción.

La distracción, es un proceso, de hecho en la palabra de nuestro Señor encontrarás muchos ejemplos de distracción así como lo que pasó con “Eva y la serpiente, Sansón con Dalila y otros Reyes de Israel, etc.”.

Satanás le gusta distraer a la gente con sus sentimientos y emociones y en el caso de Salomón, se fue al punto de sus apetitos carnales, así como lo leen y escuchan señores, el diablo atacó directamente a Salomón en el área de sus sentimientos como hombre, se preguntará usted ¿cuál de ellos? Bien, le diré “el amor, el anhelo de poder casarse y la atracción normal por el sexo opuesto, la mujer”. El diablo destruye, roba y mata con distracciones, ojo!

Le comento algo, cuando leemos la vida de Salomón, siempre nos inclinamos por el pensamiento de que, lo que llevo al fracaso a este hombre fue el adulterio, permítame decirle que no totalmente así, aquí el asunto no solo se trata del pecado de fornicación y adulterio, hay algo más grave y es que Satanás movió una ficha del cuadro de ajedrez sigilosamente, más Salomón no previó su jugada y le dieron un jaque mate, sabes ¿qué jugada fue? La distracción!!!!!!!!!!!!!!! Y pasa a menudo en un juego de ajedrez, sino están tus cinco sentidos alerta y vigilantes.

Hay un pecado que si tu le abres la puerta de tu corazón estas listo, para la foto, es atentar contra el primer mandamiento “Oye, Israel: Jehová nuestro Dios, Jehová uno es. Y amarás al Señor tu Dios de todo tu corazón, y de toda tu alma, y con todas tus fuerzas. Y estas palabras que yo te mando hoy, estarán sobre tu corazón; y las repetirás a tus hijos, y hablarás de ellas estando en tu casa, y andando por el camino, y al acostarte, y cuando te levantes. Y las atarás como una señal en tu mano, y estarán como frontales entre tus ojos; y las escribirás en los postes de tu casa, y en tus puertas”. Deut. 6:4-9

“Jesús le respondió: El primer mandamiento de todos es: Oye, Israel; el Señor nuestro Dios, el Señor uno es. Y amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente y con todas tus fuerzas. Este es el principal mandamiento”. Mr. 12:29-30

 Lea Marcos 12:28-34, es tremenda enseñanza, la que Jesús dijo.

Salomón fue idolatra, adultero a Dios, su acto de infidelidad fue terrible. Este hombre tenía una atadura espiritual seria y radicaba en sus sentimientos, esa era la región de cautiverio donde el diablo lo había tomado preso, en lo profundo de sus sentimientos. Satanás había hecho su telaraña perfecta y bien estudiada del individuo, quienes leen la historia de Salomón se inclinan a pensar que el mayor problema de la vida de este, fue el adulterio, más tiendo a pensar que su real y absoluto problema se llamaba distracción.

Un planteamiento aquí con voz de trompeta “el gigante de la vida de Salomón era la distracción” la verdad es que Satanás no podía con el hombre era increíble su relación con Dios, era poderoso en sabiduría. Dios había levantado un hombre potencialmente dotado de grandes virtudes, en lo personal pienso que el diablo tuvo celos y envidia de lo que Dios había hecho con el Rey Salomón, porque la gracia y el esplendor de su reino, la delicadeza y finura de sus oraciones al Señor fueron algo precioso, y el detalle de construirle un Templo a Adonai, ya era más que un acto de adoración, era una relación demasiado perfecta entre el hombre y Dios, era sacerdocio y entrega total, había amor palabra que el diablo odia escuchar.

Además Salomón tenía un ministerio de intercesión violento, “Todavía hasta el día de hoy tiene efectos espirituales”. Quienes oramos hacia el este hacia donde esta Yerushalaim sin importar en que país o nación de este mundo estemos, hacia sea en alta mar, sabemos que nuestro Padre Eterno le dio un SÍ, a escuchar nuestra oración, nuestro clamor y súplica, por amor a sus hijos.

Satanás sabía perfectamente que tenía a un intercesor que marcaría la historia de Israel y el resto de las naciones, declaro que un hecho. Más el diablo astuto no podía quedarse de brazos cruzados viendo todo esto, él tenía que actuar y se le ocurrió la destructiva idea, porque eso es lo que él hace destruir, utilizando un plan encubierta en secreto, en oscuridad donde según él nadie lo ve, y comenzó este diablo a soplar y enmarañar su tejida, fina y enredada trampa mortal, lanzándola sobre la puerta abierta que Salomón tenía en su vida, su corazón, provocando distracción, allí comenzó el asunto y la guerra de este hombre.

Le digo algo a todos ustedes, el problema de muchos hombres es dejarse enredar por las distracciones, como hijos de Dios tenemos autoridad para permitir y no permitir algo, no le permita al diablo que lo enmarañe, manténgase firme, que él ya fue derrotado. Usted permanezca en la palabra que es viva y eficaz, ore, ayune, proclame las promesa de Dios en su vida, reúnase con otros para edificación, levante bandera, parece como un guerrero bien ataviado del poder, la unción, la gracia y la magnificencia de todo esplendor del Altísimo, pero eche fuera a ese diablo y no le permita nada.

Siguiendo la lectura, Salomón se fue tras los dioses ajenos, por dar complacencia a esas mujeres extranjeras. Deje de estar relacionándose con pensamientos internos, usted piensa que nadie lo esta viendo y escuchando se equivoca Dios todo lo sabe y lo ve, esos pensamientos de lujuria, codicia, pasiones desenfrenadas, etc., no caben en usted que es cuerpo y templo del Señor, la distracción es cuestión de un minuto, segundo para el diablo basta con una pequeña e insignificante quizás para usted, ligero y minucioso pensamiento, pero ese descuido inicial que dejo germinar por no quebrantarlo y darle espacio se puede convertir más que en una amenaza, una letal dosis de destrucción, no se enrede emocionalmente con nada, porque será fácil entrar pero no será fácil salir y escaparse, gracias a Dios que “Que para esto apareció Jesús el hijo de Dios, él vino para deshacer todas las obras del diablo”. Aleluya!!!!!!!!!!!!

Esta predica va dirigida a aquellos que están emocionalmente atados a alguién o ha algo, le digo que suelte eso, le ordenó en el nombre de Jesús que suelte lo que le esta distrayendo del propósito de Dios no se distraiga más por favor, su alma es importante para el Señor, quiero que sepa que Jesús le ama con todo su corazón y quiere ayudarle.

No le creas al diablo ¿qué si sueltas esto o aquello te va a dar un colapso nervioso o te vas a morir? Mentiras y más mentiras, ése diablo lo que quiere es acabar con tu vida, tu familia, tu ministerio, oye, el shalom que Dios anhela llevarte. Ubica a ese enemigo letal del alma, ponle un freno y dile con determinación “soy propiedad privada de Jesús y llevo mis pensamientos cautivos a la obediencia de Cristo”.

Evidentemente este hombre se inclino a lo que no debía, se dejo dominar y la idolatría tomo un espacio de su ser que no le correspondía, mi pregunta aquí sería ¿a qué te estas inclinando? Nada, absolutamente nada puede ser más importante que Dios en tu vida.

Es hora de desarraigar, de cortar esas raíces profundas que han estando ahondando tu corazón, todos estos años, no más amargura, ni resentimientos, no te vuelvas intolerante y agresivo, arranca esto de tu vida y se libre, no dejes que pase lo de Salomón en tu vida, muchas veces la crítica que una vez alguien te hizo, si no lo rechazaste, debes hacerlo ahora porque termina transformando al individuo de una forma inadvertida en un ser herido. Y es precisamente esto lo que hace que se conviertan en heridores, bien lo dijo el Apóstol Pablo y parafraseando no nos cortemos unos a otros. Pero lo hacemos! Hay que buscar sanidad en todo esto.

“Entonces edificó Salomón un lugar alto a Quemos, ídolo abominable de Moab, en el monte que está enfrente de Jerusalén, y a Moloc, ídolo abominable de los hijos de Amón. Así hizo para todas sus mujeres extranjeras, las cuales quemaban incienso y ofrecían sacrificios a sus dioses”. Al leer en los versículos 7 y 8 del mismo capítulo, podemos notar que por causa de las distracción que cargaba Salomón empezó a usar los dones y talento que el Dios Todopoderoso había depositado en él para obrar en mal, este hombre era bueno en administración, construcción, un verdadero artista de la época, una pieza genuina para el reino de los cielos. ¡Cualquiera no puede construir un templo para Dios! Salomón tenía liderazgo, sabía dirigir con la sabiduría de Dios toda una nación.

No obstante la cautividad en la vida de Salomón se había proliferado, ya Satanás arduamente había logrado llevar cautivo sus dones, robándolos para sí. La palabra de Dios nos demuestra eficazmente que ese diablo fue tanto el enredo emocional que le armó, a este hombre, que logro que comenzará a edificar cosas como “altares” para sí, ¡te imaginas! Observe bien esto el Rey Salomón comenzó amar su distracción, se había olvidado de Dios, estaba amarrado a sus emociones.

Y acaso no ha ocurrido esto con usted, que por estar distraído no saca tiempo para Dios, porque se dice así mismo usted para consuelo ¡mucho trabajo y ocupaciones, la familia, los problemas, la deudas, la enfermedad, etc. Yo no sé que cosas más, pero son distracción. Cuando le damos lugar a la distracción Satanás toma espacio, lugar y ventaja sobre nosotros. En cambio si le entregamos a Dios nuestros problemas y sufrimientos y confiamos en él, que los solucionará, que nos ayudará a salir de lo que sea que este pasando, ese desierto, ese valle de huesos secos etc. Tendremos la victoria porque no permitimos la distracción.

Analiza ¿Qué cosa esta usando Satanás para que te distraigas? Quieres que te diga algo tu sabes lo que logra el diablo con sus distracciones, estancarte ministerialmente, retrasar tus sueños y expectativas de algo, que olvides tu misión, que te enfríes, que no ores con la dirección correcta del Espíritu Santo, que no escudriñes la palabra, etc. Arráncate la venda mágica que te lanzo, tu puedes hacerlo en el nombre de Jesús y pararlo ya. Destruye sus engaños y su falsa doctrina, pídele a Dios que habrá tus oídos espirituales para escucharle bien, que tu no quieres más distracción. Dile al Señor “que te guarde tu corazón sobre toda cosa, sabiendo que de él mana la vida”.

“El diablo anda como león rugiente buscando a quién devorar” que no te halles en el camino incorrecto! Estamos para derribar las mentiras del diablo, no permitas que las distracciones que puso tomen fuerza, toma tu onda en la mano y lánzasela, tírale abajo su plan de destrucción y dile no te atrevas a hacer más amaquetas conmigo.

Te hable de la vida exitosa que tenía Salomón, tu puedes ser una persona de éxito, sabes cual es la clave, esta en la palabra de Dios “Deut 6:4-9, Marcos 12:29-30” No te olvides de amar al prójimo. Se trata solo de que ejecutes esta palabra en tu vida. No estés perdiendo tiempo en fórmulas y supuestas revelaciones de falsos profetas y maestros, que ni ellos mismos saben lo que están enseñando. El asunto en detalle es amar a Dios ese es el principio de la sabiduría. Salomón no pudo gozar de muchas promesas porque las mismas quedaron en el aire, flotando y hasta anuladas de su vida por causa de las distracciones que él permitió entrar en su vida. Que no te ocurra a ti! Para mayor claridad léase en versículo 11 del mismo capítulo.

Guarda los mandamientos, estatutos del Señor, guarda su pacto eterno en tu corazón, solo así gozarás de las incalculables riquezas de su reino.

Algo más quiero decirte ese diablo comanda sus tropas y de hecho las tiene bien organizadas, tiene refuerzos y reagrupa sus fuerzas, le gusta atacar con viejas y pasadas tentaciones, cosa de las cuales tu fuiste su experimento de laboratorio. Tu corazón si esta vació peligra, porque la palabra señala que el demonio va y llama a siete peores para habitar en ti y destruirte.

Te aconsejo que llenes tu corazón de la poderosa palabra de Dios, que camines en la perfecta voluntad del Padre, que te mantengas bajo el fuego y la unción del Espíritu Santo, solo así te salvarás del diablo y su plan de destrucción.

Entra ahora en el kairos de Dios, en esa corriente de agua viva que salta para vida eterna, entra en esa corriente de viento que solo unos pocos los que andan en el aire y el espacio se han encontrado y conocen, déjate llevar por la mano del Espíritu Santo de Dios.

Las distracciones son peligrosas, buscan desorientar y desconcentrar a la persona, por cierto paralizan tu rendimiento como ser humano, desenfocándote y terminan destruyéndote. La distracción hace que se posterguen planes importantes, no te descuides, no le permitas al diablo que juegue con tu entendimiento, ni que trabaje cómodo, él roba bendiciones, a veces pueden venir personas con supuestas palabras de parte de Dios, cuídate de ellas, busca dirección en el Espíritu. La distracción mata.

Demuéstrale a Dios que les serás fiel y de cierto te digo que él te bendecirá, cumple con tu llamado y él ministerio que te entrego, sírvele con pasión, sumisión y entrega total, él dio su vida por amor de ti, porque “el Señor tiene pensamientos de bien y no de mal para darte el fin que tu esperas”.

La bendición de nuestro Señor Jesucristo este con todos ustedes.

0 comentarios:

"Por lo tanto, tomad toda la armadura de Dios, para que podáis resistir en el día malo, y habiendo acabado todo, estar firmes. Estad, pues, firmes, ceñidos vuestros lomos con la verdad, y vestidos con la coraza de justicia y calzados los pies con el apresto del evangelio de la paz. Sobre todo, tomad el escudo de la fe, con que podáis apagar todos los dardos de fuego del maligno. Y tomad el yelmo de la salvación, y la espada del Espíritu que es la palabra de Dios". « Efesios 6:13-17 »